Páginas

15 mar. 2011

14

Siempre existen momentos extraños, como cuando sueñas que estás soñando, o cuando piensas: "esto ya lo he vivido", o simplemente, entras en un trance que no te puedes explicar, y el mundo mundano deja de tener sentido. Sí, realmente, creo que lo mejor es cuando todo pierde sentido. No no, me corrijo, cuando todo pierde el sentido a causa de algo. Que sea bueno, claro...

Es Martes. No me agradan los martes, tampoco me desagradan. La verdad es que no sé donde ha ido a parar mi mañana, me he levantado a las 9 y no sé exactamente que he hecho desde esa hora hasta la hora de comer. En fin, tiempo, siempre tan caprichoso.

Tengo una especie de sueño encima, más que sueño, cansancio. Estoy cansado de tantas cosas... en cambio, hay de otras de las que nunca me he cansado, y otras que sé que nunca lo haré. Decidme si queréis que estoy equivocado, que nadie puede saber eso. Pues yo lo sé, o es lo que creo que sé. Y se vive muy bien así, si me lo reprochais, me da igual. Pero... sí, también tengo sueño, aunque no me apetece dormir si no es en el contexto que deseo. Y como eso hoy no va a pasar, pues estaré despierto hasta que no pueda más. 

Polly me acaba de decir una palabra super graciosa. Truñaco. xDDD.

Bueno, haciendo caso omiso a eso, ya va a ir que empezar a mover el culo e ir pensando en el salón, que queráis o no, mes y medio se va en nada.

Y... y... y nada más, bueno sí, en verdad quería hablar de otras cosas, pero bah~ la vida es larga.

1 comentario: